Sendero Fragas do Eume – Camiño dos Encomendeiros

 

Sendero Fragas do Eume – Camiño dos Encomendeiros .- viajamos hasta A Coruña, al norte de la ría de Betanzos.

Donde desemboca el río Eume en el pueblo de Puentedeume, hay un Parque Natural llamado Fragas do Eume en el cual vamos apreciar el auténtico bosque atlantico Europeo.

El sendero llamado Camiño dos Encomendeiros, es de dificultad baja y desde los inicios del parque nos llevara tras 7,500 km. al Monasterio de Caaveiro de siglo XII.


Salimos en coche del pueblo de Pontedeume al pie de la antigua torre de vigilancia Dos Andrades . . .

Por la ctra AC-144 dirección a Monfero y cogemos el cruce a la DP-6902 hacia la aldea de Ombre, la cruzamos y ya estamos en el parque natural, pasamos el centro de visitantes y en la señal de prohibido en paso a autobuses, comenzamos nuestro sendero como dije de 7,500 km.

Vamos por el carril para coches, por la margen izq. del rio Eume que trancurre pegado a nosotros . . .
 . . . El camino esta repleto de una gran variadad de arboles tanto de ribera Chopos, Alisos y fresnos, como de bosque atlántico europeo Robles, Abedules, Castaños, avellanos  etc . . .


Trancurridos 1,500 km. llegamos al puente colgante de Cal Grande . . . 

Lo cruzamos y el sendero ya se convierte en Senda mas bosque si cave . . .

. . . ahora vamos por la margen dcha. rio arriba como desde el comienzo; en el siguiente meandro del rÍo nos encontramos unas antiguas construcciones AS CORRIPAS :

  Habitaculos donde se acumulaban los erizos recogidos aunque no del todo maduros y se protegían a la vez de ser comidos por animales como el Jabalí. Las castañas se cubrían con zarzas y helechos y se pisaban bien para que madurasen mas rápido. Ademas los gases producto de la pudrición de la materia orgánica constituían un biocida natural que ayudaba a controlar las plagas que afectaban a las castañas.

El sendero se hace algunas veces espeso por la floresta y llega a ir casi a ras de río, vamos mirando también al suelo con detalle y aunque es Junio, como ha llovido tanto este año 2018 comenzamos a ver setas, sobre todo Amanitas y Boletus: 

vamos llegando a zona de los rápidos, no es que sean muy espectaculares pero tienen su encanto; también bajan algunos barrancos que desemboca el el rio formando cascadas


Nuestro próximo hito, el 2º puente colgante el Puente de Fornelos, hasta aquí hemos recorrido 4,500 km. de nuestro sendero . . .

. . . lo cruzamos y volvemos a la margen izq. del río e iremos del nuevo por el carril, esta zona por la que ahora vamos a caminar, era en tiempos zona de pesca, ahora prohibida, solo se permite la pesca deportiva con devolución de capturas . . .

. . . este pequeño dique denominado CANEIRO, servía para antes de la caída se lanzaran las redes de pesca, también en la zona hay pequeños refugios de pesca, como indico en el mapa . . .

. . . en esta zona de remanso del agua motivada por el Caneiro se puede observar como los Frenos y Alisos de ribera se reflejan en rio.

Antes de llegar al puente de de Santa Cristina o Caaveiro, consigo, con un poco de suerte, captar a una de las joyas del río el Mirlo acuático . . .

. . . ya en en el puente, vemos como la pesca deportiva, esta presente en estos ríos con aguas tan limpias. Vemos también en el puente la señal de sendero de Gran Recorrido (marcas blanca y roja)  es el GR-55 (ROTA DO MEDIEVO) que viene de la central de San Bartolome en sentido contrario y se junta con el nuestro aquí en el puente.

Al cruzar el puente vemos (a la izq.) una parte del bosque muy tupido, acercamos y conseguimos ver mas setas, en este caso Yesqueros (nacen pegados a troncos de arboles) y Boletus:

Subimos el último tramo, un repecho del 10% durante 470 metros, hasta llegar al Monasterio de Caaveiro  . . .

. . .nuestro sendero lo damos por finalizado, bajando hasta el puente del río Sesín (que desemboca en el Eume detrás del monasterio), donde el conjunto de saltos de agua daba vida al antiguo molino abandonado: